• Lo más importante es que en esta elección ganes tú, afirmó en el segundo debate entre candidatos a la Presidencia de la República, organizado por el IFE.
  • Subrayó la importancia de que “este país transite por un nuevo camino, por un nuevo rumbo con horizonte y con objetivos claros, y que esto se dé en un ambiente de estabilidad y de confianza”.
  • Después de la elección del 1º de julio será necesario trabajar por la reconciliación, más allá de las diferencias y de la diversidad de opiniones, y lograr más espacios de coincidencias.

Enrique Peña Nieto presentó, en el segundo debate entre candidatos a la Presidencia de la República convocado por el Instituto Federal Electoral, sus propuestas para un México mejor, en el que se recupere la paz y la libertad; no haya pobreza; haya más acceso a una mejor y mayor educación, y se abran espacios de oportunidad.

En su participación, el candidato de la coalición Compromiso por México señaló que el centro de su propuesta es que los mexicanos ganen más y en darle valor al trabajo “porque darle valor al trabajo es darle valor a México”.

Para lograr este propósito, añadió, es importante tomar el camino del crecimiento económico. Manifestó la importancia de que “este país transite por un nuevo camino, por un nuevo rumbo con horizonte y con objetivos claros, y que esto se dé en un ambiente de estabilidad y de confianza, porque será lo único que permitirá que vengan más y mejores inversiones que generen más empleos y que sean mejor pagados”.

Asimismo, Peña Nieto pidió a los mexicanos su confianza en el proyecto que él encabeza. “El objetivo es que tú ganes en esta elección”, agregó, tras subrayar que lo que se decidirá el próximo 1 de julio “es cómo vas a vivir tú y tu familia, y espero que esta propuesta gane tu confianza. Es momento de tomar el camino de la paz y el crecimiento”.

Reiteró los compromisos establecidos en su campaña para hacer crecer a México tres veces más de lo que hoy registra el crecimiento del país, y para detener el alza de precios, entre otros.

Expuso que después de la elección del 1 de julio será necesario trabajar por un nuevo camino de reconciliación, más allá de las diferencias y de la diversidad de opiniones, y lograr más espacios de coincidencias para llevar a México a mejores condiciones.

Política y Gobierno

Peña Nieto afirmó que el México democrático de hoy, “exige y demanda de quienes participamos en democracia una actitud madura, civilizada y de respeto a las distintas expresiones”.

En el primer bloque del debate, con el tema de Política y Gobierno, el candidato presidencial dijo que “no se puede construir un futuro viendo en el retrovisor hacia atrás”, y puntualizó que es necesario actuar a partir de nuestra nueva condición democrática que en primer lugar nos impone tener absoluto respeto a las distintas expresiones políticas y a los distintos partidos políticos.

Por ello, le pidió a la candidata del PAN que no pretenda asumir que su partido es el único que puede hacer gobierno en democracia.

Señaló que su participación en la Universidad Iberoamericana marcó un punto de importancia en esta contienda democrática, pues significó el despertar de los jóvenes y de mostrar su participación en este proceso electoral. “Es una muestra de la vitalidad de nuestra democracia”, expresó.

Peña Nieto indicó que el respeto a las voces que se expresan, unas a favor y otras en contra, es lo que enriquece a nuestra democracia.

Mencionó que la democracia en el país no necesariamente se ha traducido en mejores resultados para los mexicanos. Por ello, añadió, de lo que se trata es que nuestra democracia permita que los mexicanos tengan mejor calidad de vida y que los derechos a la salud, a la educación y a un empleo bien remunerado, consagrados en la Constitución, se hagan realidad.

Para lograr una democracia que dé resultados, propuso un Congreso que funcione, lo que implica la eliminación de 32 senadurías y 100 diputaciones federales y apoye las iniciativas que proponga el Gobierno Federal. Con ello, se podrán llevar a cabo las reformas estructurales que el país necesita, tales como la energética que permitirá reducir las tarifas eléctricas en el país, y la laboral que hará posible la mayor contratación de jóvenes.

Además, mencionó que es necesario contar con un gobierno de mayor transparencia, con la creación de una Comisión Nacional Anticorrupción conformada por ciudadanos y un sistema único en los órganos de fiscalización de los tres niveles de gobierno.

Peña Nieto destacó además la participación ciudadana, a partir de la cual lograr un gobierno eficaz. Precisó que propondrá se concrete la Iniciativa Ciudadana, como parte de la Reforma Política, que permita que cualquier ciudadano pueda presentar una iniciativa de ley; además, las candidaturas independientes y la consulta popular.

Por otra parte, el candidato de la coalición Compromiso por México dijo que no se puede criminalizar ni penalizar la decisión que tome una mujer de abortar. Aclaró que los gobiernos estatales deben ser los que decidan sobre este tema

México en el mundo

Al señalar que México ha perdido liderazgo ante el mundo y perdió la voz que le diera orgullo en el pasado en el contexto internacional, el candidato presidencial dijo que el país es ahora inseguro, empobrecido, donde no se generan empleos ni oportunidades para los jóvenes.

México ocupa el último lugar frente a otros países en América Latina, y ha perdido la fuerza de atraer inversión extranjera. Nuestro desempeño demanda credibilidad al mundo a partir del crecimiento económico, subrayó.

En el segundo bloque del debate, con el tema México en el Mundo, mencionó que es necesario aprovechar la vecindad de México con los Estados Unidos, pues a pesar de compartir frontera, el país registra un pobre desempeño económico con empleos mal pagados.

Se pronunció por una agenda bilateral con respeto a la soberanía de ambos países, y trabajar juntos para lograr una mayor integración. Hoy 12 millones de mexicanos viven en Estados Unidos, la mitad de ellos de manera ilegal, agregó, y ofreció que su gobierno estará cerca de ellos en alianza para atender sus necesidades; esa será la base de la relación bilateral con la Unión Americana.

La presencia de México en el mundo debe tener un propósito: beneficiar a los mexicanos, dijo. Asimismo, se pronunció por una mayor cooperación con América Latina, y con Centroamérica en particular, así como por una mayor presencia de México y de sus productos en América del Sur y una política específica para acompañar a los emprendedores mexicanos para entrar a otros mercados.

Además, planteó no dejar de atender la región Asia-Pacífico, que tiene un mayor dinamismo y crecimiento, y que significa para nuestro país una gran oportunidad para el crecimiento del mercado de nuestro país.

Peña Nieto expresó que para que México recupere su voz y liderazgo en el mundo, hay que lograr un mayor desempeño en su economía, que genere los empleos que se requiere. A partir de ello, agregó, lograr una alianza con los empresarios, con la iniciativa privada, y lograr que su presencia sea mayor para impulsar el crecimiento económico.

Desarrollo Social y Desarrollo Sustentable

En el tercer bloque, denominado Desarrollo Social y Desarrollo Sustentable, Peña Nieto se pronunció por un México incluyente y sin pobreza, con más oportunidades para todos.

Consideró que la pobreza es el tema más indignante en el país, pues en el siglo XXI más de la mitad de los mexicanos viven en esa condición. Hoy, dijo, 21 millones de mexicanos pasan hambre, y en los últimos cuatro años la pobreza ha aumentado: 12 millones de mexicanos más están ahora en esta condición.

Recordó la comunidad de Atitanac, en Zacatecas, donde conoció a una mujer de más de 70 años que elabora adobes y los vende en cinco pesos cada uno para subsistir; “esto tiene que cambiar”, expresó.

El candidato presidencial propuso tres acciones para combatir la pobreza: erradicar el hambre, la pobreza alimentaria; crear el sistema de Seguridad Social Universal, con cuatro beneficios directos, y un sistema de educación que respalde a los niños para que enfrenten los retos del presente; la educación debe ser un instrumento de igualdad social.

Puntualizó que la erradicación de la pobreza se logrará a través de más atención al campo, a las actividades agropecuarias. Los productos alimenticios se han encarecido porque se tiene que importar insumos del extranjero, agregó.

Por ello, precisó que es necesario abatir el alza de los precios de los productos de la canasta básica, y apoyar la actividad agroalimentaria y pecuaria, con más créditos, organización de productores, y diversidad de cultivos.

Reiteró que el programa Oportunidades, creado por gobiernos priistas, que beneficia a más de 6 millones de mexicanos, no sólo se mantendrá, sino que se ampliará a más población.

Dijo que se establecerá el Sistema de Seguridad Social Universal, con acceso real a la salud, pensión para el retiro de los adultos, seguro de invalidez, y seguro temporal por desempleo, además de la Escuela con jornadas escolares completas y el Programa de Mochila Completa, con útiles escolares gratuitos.

En el entorno económico, señaló, hay que lograr la igualdad de condiciones entre las mujeres y los hombres en México, pues hoy en día no se reconoce el trabajo de las mujeres en nuestro país.

Mi compromiso con la mujer es revisar la legislación para que haya mayor igualdad para con nuestras mujeres trabajadoras y amas de casa, expresó.

Recordó que en su campaña ha establecido el compromiso por un Seguro de vida para las jefas de familia y se ha pronunciado por crear una red hospitalaria de atención materno-infantil.

Expuso que en el México incluyente que se requiere, no hay que dejar de atender a la población discapacitada, sino que es necesario romper las barreras físicas que los limitan, abrir espacios de participación laboral para ellos y generar incentivos fiscales para los discapacitados.