Noticias

1 SECRETARIA

  • Irresponsabilidad, culpar a otros de sus propias incapacidades.

Hermosillo, Sonora, 15 de agosto de 2014.- La secretaria general del PRI, Natalia Rivera lamentó que los funcionarios Teresita Lizárraga y René Luna no hayan respondido sobre los desvíos de recursos del Gobierno del PAN y los exhortó a dar la cara, a actuar con responsabilidad, compromiso moral y ético con los sonorenses y no con el Gobernador.

En entrevista, Rivera Grijalva nuevamente exigió que el Gobierno del Estado aclare, entre otras irregularidades el desvío de recursos millonario que desde hace más de medio año denuncian y que a pesar de la presencia de la titular de ISSSTESON ante la Comisión del ISAF del Congreso del Estado, aún se desconoce los motivos de la desaparición de más de 2 mil millones de pesos del fondo de jubilaciones y pensiones, entre otras irregularidades.

“Cumplió las expectativas Teresita Lizárraga, contestó con inmadurez política al tratar de culpar a otros de sus propias incapacidades, de su propia corrupción; sin duda la constante ha sido la omisión, la opacidad, la falta de respuestas, y lo que llegan a responder es la aceptación tácita de la comisión de delitos”, recalcó Rivera Grijalva.

Destacó que las dudas continúan para los sonorenses que exigen respuestas claras ante las indignantes compras de artículos costosos e innecesarios, que hiciera la titular del ISSSTESON, así como los elevados sueldos de sus funcionarios.

“Para las próximas comparecencias esperamos lo mismo, porque en Sonora no hay gobernador que  dé la cara a los sonorenses,  no le habla de frente a la gente. Le hemos pedido explicaciones y no responde. Por lo tanto siguiendo la suerte de su líder ninguno de los funcionarios da la cara ni explica, ni dice la verdad, llegan a la comparecencias acompañados de una porra gansteril y de los diputados del PAN que defienden lo indefendible”, puntualizó Rivera Grijalva.

Con respecto al FOSSI señaló que es preocupante que Luna Sugich aceptara sin pena alguna que efectivamente se desfalcó a los sonorenses al adquirir un predio de 440 hectáreas que los ciudadanos no necesitaban y que además se compró en casi 150 millones de pesos, cuando su valor real era de sólo 14 millones de pesos.

Lamentó las acciones de un PAN Gobierno que ante los evidentes actos de corrupción amenazan a quienes exigen respuestas como a funcionarios de oposición, al auditor mayor del ISAF, así como a la prensa, sin embargo garantizó que no abandonarán el compromiso de ser una oposición responsable y exigir que se aclare el desvío de recursos y se castigue a los responsables.

Deja un comentario